Sebastián de Belalcázar

Conocido como Sebastián de Belalcázar o Benalcázar, lleva este nombre por el pueblo su pueblo natal en el cual nació a finales del siglo XV en el año de 1480, es conocido por ser un Conquistador español. Su nombre de pila es Sebastián Moyano y este cambia su apellido debió a que es proveniente del sector “Belalcázar o Benalcázar” en Córdoba, España.

De esta forma, su apellido está constituido por las palabras árabes; “ben” y “alcázar” que son el equivalente a la traducción en español; “hijo del castillo o hijo de la fortaleza” por lo que sería su apellido de representación a lo largo de su vida.

Índice()

    Los inicios de Sebastián de Belalcázar

    Su origen es proveniente de una familia pobre, de origen campesino, los cuales se dedicaban a la agricultura; este quedaría huérfano a una temprana edad, por lo cual quedaría a cargo de su hermano mayor, el cual lo ayudaba con los trabajos del hogar.

    Tras huir de su hogar, ocultándose de pueblo en pueblo, llegaría a la; expedición de Pedrarias por lo que en el año de 1514 decide ocultar su apellido original “Moyano” para tomar el nombre de su pueblo, por lo cual le ayudaría a esconderse y llegar a Ámerica; destacándose por su desempeño con el resto de la tripulación, por su valentía se gana un lugar entre ellos y logra establecer amistad con Francisco Pizarro; el cual lo acompañaría a su viaje al Perú, siendo los capitanes más destacados en esta empresa.

    La trayectoria de Sebastián de Belalcázar el consquitador

    De esta forma, desde el año de 1514 Sebastián de Belalcázar se dispone a formar parte de las nuevas expediciones las cuales eran comandadas por Pedrarías Dávila, en la zona del Dairén; de esta forma diez años más tarde Francisco Hernández de Córdoba lleva  Sebastián de Belalcázar hacia la conquista de Nicaragua por lo que este pasa a ser nombrado como “Alcalde de la ciudad de León”, por lo que se mantendría a cargo hasta llegado el año de 1527, es cuando pasa a ser trasladado a Honduras; debido a las constantes luchas internas entre los gobernantes españoles.

    Para el año de 1532, de la mano con Francisco Pizarro hacen el descubrimiento  y la invasión al Imperio Inca, Luego de esta estrategia ofrece su ayuda a Francisco Pizzaro; para hacer frente ante las tribus de indígenas nativas de a erradicarlos y esclavizarlos, logrando para el año de 1534 la conquista de Quito, empleando los fondos obtenidos de las campañas anteriores.

    De esta forma Quito, sería la ciudad mejor resguardada del Imperio Inca, por sus riquezas, tesoros y cultura; por lo que antes de ser tomada por Belalcázar, esta fue asediada con un incendio iniciado por el caudillo de entonces; el Inca Rumiñahui, con el objetivo de enfrentas a los conquistadores españoles por lo que este muere durante el incendio y poco después se renombra como; San Francisco de Quito en honor al conquistador Francisco Pizarro.

    Tiempo más tarde, específicamente para el año de 1538 se dispone a continuar sus expediciones por el nuevo mundo, hasta llegar a la ciudad de Nueva-Granada (Colombia) para realizar una invasión a las provincias de Cundinamarca y Bogotá.

    De esta forma para el año de 1540, el entonces Rey Carlos I de España; nombraría a Sebastián de Belalcázar como el gobernador de Popayán como de el amplio territorio que este se constituía.  Lugar donde se sitúa actualmente la nación de Ecuador y Colombia, respectivamente; es acá donde impulsa nuevas luchas territoriales para conquistar nuevas fronteras de la mano del  gobernador Pascual de Andagoya.

    Situación que era habitual entre los primeros años de la consquista, en nombre de la corona española; pero para Belalcázar se adelanta a las estrategias del gobernador vecino y se dispone a ocupar más territorios de su adversario.

    Para el 31 de marzo de 1540 se hacen las firmas para las capitulaciones y de esta forma el 25 de julio; zarparían 7 navíos con una cantidad de 500 tripulantes; entre ellos pasajeros, soldados y marineros en un viaje de casi tres meses pasando por la ciudad de Santo Domingo, Istmo de Panamá hasta llegar a Cali el 24 de febrero de 1541,  para tomar el cargo de Gobernador el cual estaba ejerciendo Pascual de Andagoya.

    La muerte de Sebastián de Belalcázar

    Tras las denuncias por los abusos cometidos, dieron a Robledo en su posición de juez, dando la orden de ejecución a Belalcázar, por que se adelanta al acontecimiento y ordena la ejecución del juez. Por este motivo Sebastián de Belalcázar viaja a España con el objetivo de defenderse ante la corte española; pero la vejez y enfermedades lo obligaron a detenerse en Cartagena de Indias, donde este fallecería en el año de 1551, hombre insigne que agrego muchos territorios a la Monarquía y corona española. 

    Subir

    Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más información.